Qué es Blue Majik y por qué deberías saberlo

No, no se trata de un cantante de música trap, ni de una nueva modalidad fitness… No te dejes engañar por su nombre, Blue Majik es un nuevo superalimento que ha revolucionado Instagram.

Nunca antes la comida había sido tan fotografiable, o mejor dicho, tan ‘instagrameable’. Alimentos que se tiñen de Millenial Pink, golden milk lattes, el matiz verde del matcha… En un mundo impulsado por la estética, no es de extrañar su gran acogida.

Nos dejamos llevar por la visualidad, pero  lo importante es, que además de agradar nuestro vista, están repletos de nutrientes.

La última obsesion foodie viene pigmentada de un bonito tono azul turquesa que mancha smoothies y zumos, que puede parecer Blue Matcha, del que ya hablamos en otra ocasión, pero no lo es. Derivado de la espirulina, un alga marina, este polvo está ganando rápidamente popularidad por su alto contenido de antixoidantes y densidad de nutrientes. Rica en amonoácidos, vitaminas y minerales como cobre, hierro, riboflavina y tiamina, entre otros.

Aunque como decimos, Blue Majik procede de la de la espirulina, no es exactamente lo mismo. Se trata de ficocianina derivada de ésta, un ingrediente activo de la espirulina, que además es el que le otorga ese azul tan característico y fascinante. Pero derivado o no, este aditivo gana la aprobación del mundo healthy gracias a su capacidad para reducir la inflamación, ayudar con los problemas digestivos, potenciar la función de la tiroides y prevenir el cáncer.

Es rica en vitamina B12, básica para el buen funcionamiento del sistema nervioso, vitamina A, que mejora el sistema inmunológico y hierro, esencial para la producción de sangre, para una buena densidad ósea y una piel y pelo más sanos. Es una buena opción para veganos y vegetarianos, ya que sus dietas pueden tender a ser bajas en hierro y B12.

Además podría ser una alternativa a las cremas antiarrugas, pues  presenta una gran cantidad de aminoácidos esenciales y antioxidantes: los mejores aliados de la piel contra el envejecimiento prematuro.

¿Cómo lo incluyo en mis platos? Normalmente, este aditivo se vende en forma de polvos, por lo que la forma más sencilla de incorporarlo a las comidas es en smoothies, zumos u boles de yogurt, variedad de cereales y fruta.

No te sientas mal por dejarte llevar por una buena estética de tu comida, ya que son múltiples los beneficios del Blue Majik. Pero, no empieces a añadirlo a todos tus platos, como si fuera una especia. Pues bien es cierto que aún no se han investigado sus efectos nocivos, y lo más coherente es consultar a un médico antes de incluirlo en tu dieta.