Por qué las guindillas pican a rabiar

pimiento-rojo-picante-fuerte

Tenemos la respuesta a por qué los pimientos nos producen esa sensación de quemazón. Te lo desvelamos.

Que levante la mano quien no se haya comido una guindilla y no le haya inundado esa sensación de estar encerrado dentro de un horno, tirado en medio del Sahara. Aunque parezca magia, tiene su explicación científica.

pimiento-rojo-picante-fuerte

Los pimientos rojos contienen un elemento químico llamado capsaicina, que es un componente activo incoloro e inodoro parecido a la cera. Él es el responsable de esa sensación de irritación, presente no sólo en los humanos sino también en los mamíferos.

jalapeno

Este activo químico que nos llevamos a la boca se une con nuestras neuronas sensitivas, haciéndole creer al cuerpo una falsa sensación de ardor o calor excesivo, sobre todo en las áreas con las que la capsaicina ha estado en contacto.

Todo es obra de nuestras neuronas, ya que está demostrado que el pimiento rojo picante en realidad no provoca ninguna irritación en el interior de nuestra boca, ni en ninguna parte.

chile-picante-simpson

Algunos alimentos ayudan a rebajar este molesto ardor, como son el azúcar, el aceite o las grasas. La leche es uno de los más efectivos.

Si aún así no te atreves a comer más pimientos, te interesará saber que la capsaicina es muy antioxidante, y previene la formación de coágulos en la sangre.