‘Museum of ice cream’, un paraíso donde comer helado gratis

San Francisco se ha unido a la fiebre del Museo del helado con este espacio que parece sacado de una foto de Instagram y donde los visitantes se dedican a comer helado.

Es una exhibición pop-up. Por ese motivo la primera vez que se presentó en Los Ángeles y Nueva York desató una locura en las redes sociales y por eso las primeras entradas se agotaron en tan solo 18 minutos. También por ello decidieron extender la exposición hasta Febrero del 2018 y traerla a San Francisco para todos aquellos interesados en asistir os deseamos toda la suerte del mundo para poder conseguir una entrada.

Todos creeréis que en el interior del museo es todo diversión, pero seguramente no os deis cuenta de las cantidades de actividades que nos ofrecen, aparte de comer helado, por supuesto. Todas sus actividades recuerdan a un viaje estilo al de Willy Wonka por su fábrica. Desde que se entra hasta que se sale de la exhibición a los visitantes no se les para de ofrecer helado gratuito. Cada sala del museo es un viaje de colores y sabores diferentes, en una de estas estancias encontramos la famosa ‘Sprinkle pool’ aunque, obviamente, las virutas de azúcar son de plástico y por eso cualquiera persona se puede echar un chapuzón en la colorida piscina.

Si queréis helado gratis, dar color a vuestro ‘feed’ de Instagram o estáis de vacaciones por San Francisco no dudéis en echarlo un vistazo al museo del helado.

 

www.museumoficecream.com