Los mejores trucos para triunfar con la pizza de coliflor

Pizza de coliflor. Fuente: Kirbiecravings.com

Una coliflor, un huevo, queso rallado y un poco de sal es todo lo que necesitas para hacer la masa de esta receta.

La coliflor es un alimento con múltiples beneficios ya que contiene una gran cantidad de vitaminas y minerales, es rica en fibras y también fuente de antioxidantes. Además, es una buena alternativa a alimentos como el arroz, la pasta o las harinas, ya que su bajo índice glucémico permite preparar platos más ligeros y bajos en carbohidratos. En el caso de las harinas, una de las recetas del momento es la pizza de coliflor, que sustituye su tradicional masa por esta verdura. A continuación, te explicamos cómo hacer que tu pizza sea todo un éxito:

La masa perfecta

Coliflor picada. Fuente: Directoalpaladar.com

Una buena base es lo más importante a la hora de hacer una pizza, pues tiene que estar en su punto. En este caso, la harina se sustituye por tres ingredientes principales: coliflor, huevo y queso rallado. Para conseguir la textura perfecta en la masa, lo ideal sería rayar la coliflor hasta que quede en un grano fino parecido al de la harina, de modo que la masa se mezclará mejor y será más compacta. También es muy importante que una vez cocida, la coliflor pierda la mayor cantidad de agua posible. Lo mejor para esto es estrujarla envuelta en un paño de cocina limpio que absorba el agua.

Mezcla de ingredientes

Masa de pizza a base de coliflor. Fuente: Ourbestbites.com

Para obtener una masa consistente y homogénea, es fundamental que los ingredientes se mezclen correctamente. Por eso, una vez tengamos lista la coliflor, la pondremos en un recipiente y añadiremos un huevo y el queso que más nos guste bien rayado. Luego mezclaremos hasta obtener una pasta uniforme que extenderemos dentro de en un molde de pastelería, para así darle la forma de una pizza convencional. Y además de los ingredientes básicos, podemos salpimentar al gusto o añadir otras especias, como por ejemplo orégano, para darle un toque más personal.

Lista para el horno

Pizza de coliflor. Fuente: Pequerecetas.com

Antes de personalizarla con nuestros ingredientes favoritos, hornearemos la masa a parte durante 10 minutos hasta que esté ligeramente dorada, tras haber precalentado el horno a 180º durante 20 minutos aproximadamente. Esto evitará que la masa se rompa cuando la saquemos para añadirle el resto de componentes de la receta. Además, un truco para que la base quede mejor es untarla en un poco de aceite de oliva antes de introducirla en el horno.

El toque final

Pizza de coliflor. Fuente: Buzzfeed.com

Para terminar, una vez hayamos sacado la masa del horno, agregaremos los demás ingredientes al gusto. Al tratarse de una receta tan versátil, podemos ponerle a nuestra pizza una infinidad de alimentos: albahaca, más queso, tomates cherry, calabacines, carne o aceitunas. Una vez personalizada, volveremos a meter la pizza en el horno durante 15 minutos.