Llegan a Madrid los helados a la plancha

Thai Scoops abre sus puertas en la capital para dar a conocer este método tailandés para hacer helados.

Thai Scoops es una franquicia que nació en el corazón de Transilvania (Rumania) con el objetivo de mostrar al mundo una nueva forma de elaborar helados. Venden más de 20.000 en un mes y más de 5.000 en tan sólo cuatro días. Su éxito es más que evidente y su presencia en todo el mundo aumenta día a día. Ahora acaba de aterrizar en El Centro Comercial La Vaguada, en Madrid, y tiene previstas nuevas aperturas en Israel y Hungría, así como su participación en doce festivales de comida callejera.

Foto: Street Food Festival

El proceso de elaboración de estos helados se aleja bastante del que todos conocemos. En primer lugar, para hacerlos se utiliza una plancha que se encuentra a una temperatura de 32 grados bajo cero. Sobre esta plancha añaden los ingredientes del helado elegido por el cliente, ya sean frutas frescas, galletas oreo o kínder bueno por ejemplo, y después echan la leche. Cuando se congela, de forma instantánea, remueven la mezcla con unas palas y machacan los ingredientes para que quede una masa homogénea.

Foto: Street Food Festival

Finalmente, cogen la mezcla y la sirven en forma de bolas en una tarrina. Para añadirle más sabor ofrecen una gran variedad de toppings, que son una especie de sirope de chocolate, fresa, caramelo y chocolate blanco, fresh, que son arándanos, almendras y frutas del bosque, y originals, palitos de chocolate, stracciatella y galletas oreo. Lo más característico de Thai Scoops es que el proceso se lleva a cabo delante de los clientes que pueden disfrutar de una experiencia única, viendo cómo elaboran su helado paso a paso, ingrediente a ingrediente.

Foto: Street Food Festival

Thai Scoops