La dieta del hambre, por el gurú japonés Yoshinori Nagumo


 

El autor de “Un día. Una comida” asegura que la dieta que propone ayuda a adelgazar, prevenir enfermedades y a frenar el paso del tiempo.

 
Desde que éramos pequeños se nos ha inculcado que realizar cinco comidas diarias: desayuno, almuerzo, comida, merienda y cena, es lo más beneficioso para nuestra salud y el cuidado de nuestra alimentación. Sin embargo, el gurú japonés Yoshinori Nagumo, cirujano y experto en cáncer de mama, rechaza este hábito afirmando que nuestro cuerpo no está programado para la sobrealimentación, sino para superar situaciones de hambre, frío o enfermedades, por lo que no deberíamos llevar a cabo las cinco ingestas diarias recomendadas. Bajo esta premisa ha publicado el libro “Un día. Una Comida” que ya ha superado el millón de ejemplares vendidos en Asia.

Según el autor, si comemos sólo una vez al día podemos llegar a nuestro peso ideal, rejuvenecer e incluso prevenir enfermedades graves. “Que el hombre realice tres comidas al día hasta saciarse es un comportamiento generalizado desde hace varias décadas”, señala Yoshinori Nagumo agarrándose a un experimento en el que se comprobó con animales que “una restricción calórica de entre un 30 y un 40 por ciento reduce el peso de un 30 a un 50 por ciento, disminuye en una quinta parte los niveles de glucosa en sangre en sólo cinco días y aumenta la esperanza de vida 1,5 veces”, concluye.
 

 
La dieta del hambre, como muchos ya la han denominado, puede producir mareos, vómitos, nauseas o debilidad durante las primeros días. Una vez superado este tiempo el cuerpo se acostumbra y comienza a alimentarse de grasas de reserva. Además, el propio autor advierte que este hábito alimentario sólo está recomendado para personas obesas, hombres mayores de 30 años y mujeres postmenopáusicas.