Cómo hacer polos sin receta

 

En orden de sabores: café cremoso, yogurt con frambuesa, mousse de chocolate, puré de mango y lima y zumo de naranja con Campari

Estos helados ofrecen una versatilidad infinita y con ingredientes que tengas en casa podrás elaborarlos fácilmente y refrescarte en cualquier momento del día. ¡Vamos a por ellos!

Son la opción perfecta para las tardes y noches del verano. En fiestas, en casa, de vacaciones o donde más te apetezca. Los polos o “helados con palito” de toda la vida, además de ser divertidos y fáciles de elaborar pueden refrescarte una tarde sofocante de verano o ser un plan perfecto para llevar a cabo con niños. En FOOD52 saben bien cómo prepararlos y nosotros nos hacemos eco para que puedas seguir los pasos y hacer polos sin receta:

  • Revisa todo el material que tengas en casa. Necesitarás líquidos (o semi-líquidos) que te apetezca congelar y comer después, también algo para darle un toque crujiente (chips de chocolate, cereales, coco o bayas), palitos de madera y algún tipo de molde para verter la mezcla. Puedes usar los moldes específicos para helados ya que los puedes encontrar en cualquier tienda, pero también se pueden hacer perfectamente con vasos de cartón.

  • Comenzamos a rellenar los “moldes” con cualquier líquido que nos guste. Zumo, café o incluso yogurt puede ser un muy buena opción, ya que consigue una textura muy cremosa e irresistible. Otra idea es hacer puré de frutas o incluir zumo de base y trocitos de fruta cortada dentro ¡buenísimo y muy sano!.

Idea: helado de yogurt con frambuesas

  • Si el líquido que vas a utilizar es denso puedes poner el palito de madera antes de meterlos en el congelador, pero, si por el contrario no lo es, un truco es meter los helados primero unos 30 minutos e introducir el palito después y dejar congelar 1 hora más.

  • Y ahora ¡a disfrutar!. Comprueba que están bien congelados y desmolda directamente o con ayuda de agua tibia para facilitar la tarea.

Si necesitáis inspiración aquí os dejamos unas cuantas ideas para vuestros helados, ¡son tan fáciles que no dejaréis de repetirlas!:

  • Puré de mango y lima
  • Mousse de chocolate
  • Café helado cremoso
  • Yogurt con frambuesas frescas (imágenes)
  • Zumo de naranja y Campari
  • Aguacate con zumo de limón y azúcar
  • Puré de plátano tostado

¿Cuál es vuestra favorita?

Vía FOOD52