Bodega Opening, el bar efímero de ARCO en el que conviven arte y gastronomía

Foto de IFEMA.

 

Visitantes, coleccionistas, galeristas y artistas podrán disfrutar podrán disfrutar de punto de encuentro en torno a una buena copa de vino.

ARCO, la Feria internacional de Arte Contemporáneo que se celebrará en la capital del 27 de febrero al 3 de marzo, contará este año con la Bodega Opening -proyecto del gabinete gastronómico Anson&Bonet-, una bodega de vinos con referencias seleccionadas en torno a los paisajes característicos de nuestro país y que se acompañarán de los mejores productos. El diseño corre a cargo de Selina Feduchi, cuya idea era crear un lugar de encuentro en la feria. El nombre responde al vínculo que existe con la sección Opening, dedicada a las galerías de menos de siete años de trayectoria y cuyos comisarios son Tiago de Abreu Pinto e Ilaria Gianni.

Es precisamente con ese propósito en mente que los comisarios crearán momentos de encuentro entre el arte y la gastronomía en la bodega. Lo artistas presentes en la sección Opening mostrarán allí sus obras e intervenciones para generar un diálogo sobre arte en un espacio dedicado a la gastronomía. Pero eso no es todo, durante los cinco días que dura la feria, este espacio acogerá charlas de expertos, exposiciones, coloquios entre artistas y demás, una propuesta diferente e innovadora que seguro motiva a más de uno a peregrinar hasta IFEMA este año.

Como no podía ser menos tratándose de una feria de arte, la selección de vinos es fruto de un trabajo de comisariado intenso con un concepto muy claro. La oferta girará en torno a diez vinos, todos etiquetas de pequeñas bodegas y productores que defienden la viticultura tradicional. La selección se ha hecho en base al terruño y los paisajes en los que se producen para dar visibilidad al origen y resaltar lo diferente que es un vino atlántico, gallego, ácido y poco alcohólico, de uno mediterráneo, de clima más cálido, con un suelo más calcáreo y por lo tanto más intenso. Fernando Cuenllas, tercera generación de cocineros de prestigio de la capital, participa en la elección de los vinos. Además, cada uno de los paisajes –atlántico, mediterráneo, montaña, meseta o isla– se acompañará de un producto que lo contextualice y Juan Rayos, conocido por la narración poética que desprenden sus imágenes, es el encargado de ilustrar cada paisaje.

Se trata pues de mucho más que un simple bar de vinos. Es toda una experiencia gastronómica pensada para acompañar esos cinco días de feria que seguro será testigo de las mejores conversaciones sobre arte contemporáneo.

www.ifema.es